Violencia en la frontera

0

EL PASO — A pesar de la fuerte presencia militar, Ciudad Juárez mantiene altos números de muertes y actos de violencia con más de 1 000 muertes en lo que va del año 2009. Los ciudadanos se ven afectados por una inseguridad pública que les rodea y no parece tener fin.

Hector Padilla, Dr. Socorro Tabuenca, Dr. Kathleen Staudt, Gustavo de la Rosa Hickerson, Rafael Nunez y Jaime Hervella (David Cary Brown/Borderzine.com)

Hector Padilla, Dr. Socorro Tabuenca, Dr. Kathleen Staudt, Gustavo de la Rosa Hickerson, Rafael Nunez y Jaime Hervella (David Cary Brown/Borderzine.com)

La Universidad de Texas en El Paso (UTEP) fue sede para la presentación de la conferencia “Violencia en la Frontera: ¿quién es realmente responsable?” con el fin de informar y tomar consciencia sobre la crítica situación de violencia en la frontera. El foro estaba formado por profesores e individuos que dieron su explicación y opinión acerca de las causas de la violencia que ha resultado en más de 8 000 muertes en el último año en la frontera con EE.UU.

“En Ciudad Juárez se han suspendido las garantías individuales y la constitución”, dijo Gustavo de la Rosa Hickerson, abogado de Ciudad Juárez,  “El Jefe del Operativo Chihuahua ha agregado el poder a los soldados de disparar a los ciudadanos. Uno de ellos fue el Sr. Carrillo a cuatro cuadras de mi casa”, dijo De La Rosa. “Uno debe tomar optimismo de donde pueda. Estamos viviendo una situación extraordinaria.”

De La Rosa continuó con tono de indignación asegurando que los soldados han detenido a más de 3 000 personas – “sin orden de aprehensión, incomunicados. Los han torturado con golpes, con descargas eléctricas, camiones refrigeradores, y no ha habido ninguna llamada de atención. Hay testigos que observan y nunca son consignados. Tenemos cinco casos con nombres y domicilios, esa es la situación. Los habitantes tenemos miedo”, dijo De la Rosa.

Para De la Rosa la situación se convirtió en una tragicomedia donde la gente vive día a día hechos inauditos – “Que atrevimientos han tenido los narcos. Han matado a miles de gentes y se han atrevido a tratar de matar al gobernador. Estuve a punto de no venir porque en la mañana una magistrada fue secuestrada. No podíamos movernos por esperar una repuesta y para pagar dinero. Yo no salí de vacaciones porque un juez, familiar mío, estaba amenazado”

El Profesor Héctor Padilla, quien dirige el programa de maestría de ciencias sociales en la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez dijo que en su opinión el Estado de Chihuahua es un estado fallido al ser incapaz de controlar la seguridad pública – “Por lo menos es un estado fallido en lo que a la seguridad se refiere. Ya que  no puede contener la ola de violencia, viola las garantías individuales y el orden constitucional”. También agregó otras causas que han sostenido a la ciudad en un estado de caos y que incluyen un retroceso político y una guerra civil.

“Estamos ante un escenario de guerra civil en la que incluso más adelante se puede dar una ramificación por un descontento producido por todos que se va a canalizar; de enero del 2008 para acá, la ciudad se vino de bruces y no hay espacio que no esté libre de un cuerpo o hecho de violencia” dijo Padilla, quien denominó a la situación de Ciudad Juárez como un desastre natural que no se puede apuntar a la naturaleza, sino como un hecho social.

La palabra corrupción también se hizo presente en el panel cuando Jaime Hervella, el fundador y presidente de la Asociación Familiares y Amigos de Personas Desaparecidas en la Ciudad del Paso, afirmó que esta acción es un elemento importante de la violencia en Juárez – “Lo que se tiene que hacer es poner una policía bien equipada que merezca el respeto de la ciudad, tener quien vigile los resultados. No es el policía corrupto, es el pueblo. Nadie pregunta cuánto gana un policía, sueldos miserables, he ahí el problema” dijo Hervella.

“Antes podíamos oír de una persona muerta en un lote baldío, pero hoy no hay persona que no conozca a alguien que haya fallecido o sido afectado por un acto de violencia” dijo Padilla quien después agregó – “Uno se entera de historias como que una niña fue tomada como escudo humano y esto ocurre fuera de la vivienda de uno”.

La profesora de Ciencias Políticas Kathleen  Staudt cambió la perspectiva de la situación y utilizó antecedentes históricos como una vista previa  a las muertes del 2008 – “la guerra era visible desde la década pasada, recordemos en los 90’s cuando las historias de mujeres muertas llegaron a 370 muertes de 1993 al 2003. En esos años la violencia relacionada con drogas y la impunidad de la policía estaban en proceso de salirse de control. Pero muy poco se implementó para solucionar las situación”.

Staudt enfatizó su preocupación por la situación actual de la ciudad y dijo que en esta ocasión todo parecía estar fuera de control – “A parte de la violencia provocada por los carteles, me pregunto si los militares y la policía también están abusando de gente de bajos recursos sin respetar los derechos humanos. En los 70’s Latinoamérica tuvo antecedentes de grupos asesinos que utilizaban asesinatos para pelear los conflictos sociales. Espero que eso no esté ocurriendo en México” dijo Staudt.

Actualmente Ciudad Juárez cuenta con la presencia de 5 000 soldados militares y más de 1 200 policías federales con lo que se espera terminar la ola de violencia en la comunidad fronteriza.

Comments

comments

Share.

Leave A Reply

Don't miss a thing! Signup here for unique coverage of border life you won't find anywhere else

Join our mailing list to receive weekly news and commentary on Border Life

I am a..

Thank you! You have successfully subscribed.