Cinco ‘Expectativas’ cumplidas por Enrique Bunbury en su último disco

0

En noviembre, mi cantautor preferido Enrique Bunbury se hizo acreedor a un Grammy Latino en la categoría Mejor Álbum de Rock con “Expectativas”, disco que publicó en octubre de 2017. Como este espacio es reducido, describiré en cinco puntos por que creo que este disco es justo ganador de dicho reconocimiento.

Bunbury_ExpectativasVinyl_rsz.jpg

“Expectativas”, ganador del Grammy Latino en la categoría Mejor Álbum de Rock en noviembre de 2018, fue publicado en varios formatos, incluido el vinilo. Photo credit: Roberto Saenz

Lleno de romanticismo español puro

La música de Bunbury ha sido para mí un reflejo de varias épocas de la literatura. La letra de sus canciones está llena de metáforas con significados abiertos a la interpretación de la audiencia, algo muy característico del romanticismo literario.

Él hace uso de ésto para mandar diferentes mensajes al mundo, desde dedicarle palabras a un amor, hasta criticar a la política y a los aspectos débiles de la sociedad. Canciones como “Parecemos tontos” y “La constante” dentro de “Expectativas” son el vivo ejemplo de este romanticismo ibérico.

Vanguardia

En varias ocasiones, el mismo Bunbury ha manifestado que él ha crecido como artista a base de irse adaptando a lo moderno e innovador.

En una entrevista conducida por la periodista mexicana Adela Micha a finales de 2017, Bunbury habló sobre cómo su disco, “Expectativas” es un proyecto que vio con el desafío de intentar cosas nuevas y más contemporáneas.

“Enfrentarme a nuevos instrumentos, a intentar utilizar las nuevas técnicas de grabación, intentar ser contemporáneo, hay más sintetizadores, más secuenciadores… Intento que el disco sea contemporáneo, que sea un disco muy actual”, dijo el cantante español.

 

Lleva critica social

La pista número 4 del disco, titulada “En bandeja de plata”, es una crítica directa de Bunbury al hecho de que en el mundo actual, poco a poco se está perdiendo la seriedad y han bajado los estándares en cuanto a las elecciones de líderes, en especial en la política de su país, al igual en Latinoamérica y Estados Unidos.

Bunbury describe esto en la canción como “una suave brisa nuclear que nos dejará en los huesos, o una bacteria que se expandirá y contagiará sin darnos cuenta”.

 

Incita la creatividad

En otro tema social, Bunbury siempre ha mostrado respeto por todos sus colegas músicos en sus respectivos géneros, y aunque parece una crítica directa a la música moderna, la canción “La actitud correcta” se puede interpretar mejor como una invitación de su parte a que todos hagan un esfuerzo por actualizarse y ser más creativos en su música.

“Tienes la actitud correcta, pero te falta ese no se que, que no sé lo que es, y es lo único que importa”, dice la letra.

expectativas08_rsz.jpg

Foto por: Jose Girl, Cortesía de enriquebunbury.com Photo credit: Jose Girl

Innovación en la música

Como bien lo dijo el mismo Bunbury, este disco lo vio con el reto de ser más innovador y contemporáneo, y la música de este disco ha cumplido esa expectativa totalmente.

Basta con escuchar “La ceremonia de la confusión”, “Al filo de un cuchillo”, y “Mi libertad” para darse cuenta de cómo hace una combinación perfecta usando sonidos sintetizados e instrumentos tradicionales como el saxofón y la guitarra.

Este disco es solo uno más de tantos que Bunbury ha producido y que han sido del agrado de tantos de sus seguidores, incluyéndome a mi. Su ingenio y su música me han inspirado en aspectos como mi forma de escribir, de hablar, y de pensar. La manera en que se expresa en una forma poética y sofisticada sobre cualquier tema han influido mucho la forma en que yo lo hago, en cuanto al lenguaje que uso y en mi ideología. Una inspiración en toda la extensión de la palabra.

Comments

comments

Share.

Comments are closed.

Don't miss a thing! Signup here for unique coverage of border life you won't find anywhere else

Join our mailing list to receive weekly news and commentary on Border Life

I am a..

Thank you! You have successfully subscribed.